Y tú , dónde has estado? Alba en Nueva York

Vistas de Manhattan desde el Top of the Rock

Hace unos días , repasaba en mi cuenta de Instagram, el viaje en el que Alba me llevó (en la distancia) por Nueva York en pleno Otoño. Totalmente de película!!

El High Line, 1,45 millas de largo paseo situado sobre una sección elevada de una antigua línea de ferrocaril.

Central Park

Flatiron Building, uno de los legendarios edificios más altos de la ciudad en su momento.

 

¿Conocéis a Alba? Alba es mi sobrina mayor, la mas mayor de todas las que tengo ❤ . Por si no conocéis su trabajo , os invito a que echéis un vistazo a su web y a su cuenta de Instagram. Estoy segura de que no os va a dejar indiferente  😉 .

Alba aprovechó su estancia de un mes en Nueva York, en el Otoño del 2015, para hacer de sus largos paseos por la ciudad una experiencia introspectiva de cómo es viajar a solas. Un  #SoloTravel en toda regla.

Paley Park Cafe, uno de los secretos mejor guardados de Manhattan

El Puente de Brooklyn, uno de los iconos de Nueva York que une los distritos de Manhattan y Brooklyn Fue construido entre 1870 y 1883

Stone Street. Otro secreto y mítico lugar situado en pleno Distrito Financiero

  • IMPRESCINDIBLES Y RECOMENDACIONES:
    • Planifica muy bien la ruta que quieres hacer antes de salir del apartamento u hotel. Tener seguridad en lo que queires ver, las paradas de metro que quieres coger y los lugares que quieres visitar te hará sobretodo no perder el tiempo y no parecer un pato mareado enmedio de la gran manzana.
    • Viajar solo te permite decidir qué quieres ver, cuando y cómo. Partir de un centro o lugar de interés, por ejemplo el MoMa, es útil para elaborarte la ruta del día. Todo lo que quieras ver de paso o alrededor así como también los puntos que quieras evitar.
    • Sientate. Para un momento y sientate con un café, un trozo de pizza al corte o un gofre y mira a tu alrededor. Es posible que entables conversación con un local o quizás tan solo dejes el tiempo pasar observando el va y ven de la gente. Te va a encantar.
    • Visita Stone Street un día laborable. Su situación en el Financial District hace que esta mítica calle se llene de vida los días de trabajo cuando bares, cervecerías y restaurantes están abiertos. Ahora bien, si lo que quieres es sacar una instantánea y captar la esencia de este legendario lugar (por otra parte también muy gratificante), haz como ella y ves un domingo  y la tendrás toda para ti!
    • Lugares emblemáticos que no debes perderte por nada del mundo: El Top of the Rock,  el Empire States Building y/o Central Park. Te arrepentirás si no subes a una de las dos azoteas a contemplar la grandeza de la ciudad o si no te dejas atrapar y perderte por los caminos de Central Park. Muy muy de película!
  • Os dejo también el link directo de dos post de su blog:

Concluyo el post haciendo mención a uno de sus textos, me encanta cómo define el sentimiento de sentirte “sola” enmedio de una ciudad que nunca duerme. Alba, ya sabes, de mayor quiero ser como tu !! 😘

Salir de la zona de confort requiere ser valiente… creo que es uno de los retos más grandes que una persona puede afrontar por propia voluntad. La verdad es que nunca me ha dado miedo salir de la mía, me encanta un reto. La experiencia me ha enseñado que a veces puede ser difícil pero siempre tiene un lado positivo y reluciente. Estoy segura de que todas las personas que se atreven a ir más allá de su zona de confort reciben una bonita recompensa para el resto de sus vidas. Y un mes en Nueva York ha sido una muy grande y gratificante para mi.

Leave Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: